MAICENA MÁGICA: EL HUEVO IRROMPIBLE



Haremos un experimento con maizena. Aprovecharemos su característica de ser un fluido no newtoniano y lo aplicaremos para proteger a un huevo, convirtiéndolo en irrompible.


¿Qué necesitamos?


– Maicena y agua (dos partes de maicena por cada una de agua)

– Colorante alimentario (opcional)

– Un recipiente para hacer la mezcla

– Dos bolsas de plástico grandes y una pequeña

– Dos huevos


Procedimiento


Disolver el colorante en el agua. Verter el agua poco a poco en el recipiente, donde se ha colocado la maicena previamente, e ir mezclando. Ajustar la cantidad de agua de tal manera que la pasta resultante (limo) sea fluida menos al aplicar una presión súbita, punto en el que se endurece temporalmente.

Meter un huevo en una de las bolsas grandes y cerrar. Meter el otro huevo en la bolsa pequeña y cerrar. Llenar parte de la otra bolsa grande con el limo, meter dentro la bolsa pequeña y cerrar. Sostener las dos bolsas grandes a una distancia de un palmo aproximadamente del suelo.

Soltar y observar.


¿Qué ha pasado con los huevos?



Aplicaciones


Los fluidos espesantes por cizallamiento (STFs) permiten obtener prendas de protección flexibles. Las nanopartículas en suspensión provocan que el fluido se endurezca al recibir un impacto, pero que las piezas sean confortables en condiciones normales.



Sacado del libro: “DIY Nano. Do-it-yourself science activities that investigate the nanoscale—the scale of atoms and molecules!”, donde especifica que: “This activity was adapted from Liquid Body Armor developed by the Children’s Museum of Houston for the NISE Network. It is a modified version of the NISE Network’s educational products Exploring materials—Oobleck and DIY Nano Egg Drop developed by the Sciencenter, Ithaca, NY”.

6 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo